Historia de Teresa - Historia de una cuidadora de pacientes con Alzheimer y demencias: Jump to: Search, Content

Historia de Teresa

Oprima el siguiente botón para compartir este artículo a través de Facebook 

 

He trabajado con familias que tienen pacientes con demencia en sus casas y a muchas de ellas se les hace muy difícil reconocer las señales de la enfermedad. La mayoría de las personas piensan que las conductas de las personas con demencia son producto de la edad avanzada, pero no es así. La memoria es como cualquier otra parte del cuerpo: cambia con el pasar de los años. Al entrar en años, no nos movemos, no pensamos, ni recordamos como lo hacíamos antes. Por eso, a veces se nos olvidan fechas o tareas por hacer. Esto es normal. No es normal olvidar los nombres de nuestros seres queridos, estar desorientados en lugares que conocemos o que no podamos hacer cosas que hacemos con frecuencia y sin dificultad. Cuando usted note cambios como estos en alguna persona que conoce o en un familiar, acuda al médico de esta persona y explíquele lo que le está sucediendo. Mientras más temprano sepa lo que está sucediendo, mejor podrá ayudar a la persona que está teniendo dificultades. ¡No pierda tiempo! 

 





Al principio fue difícil pedir ayuda. Yo quería que mis hijos creyeran que su padre estaba bien.

Oprima para escuchar la historia de Marta